Técnicas de fotografía usadas en el cine

By Aitana

diciembre 30, 2015 Tecnologia Sin Respuestas

¿Amante del cine, te gusta la fotografía? ¿Preparando un vídeo con estética profesional? ¿Hablamos de publicidad? Sea cual sea el sector en el que te muevas, seguro que te interesa conocer cuáles son las técnicas fotográficas más usadas en el cine ¡y a dejar volar la imaginación!

 

G2J_Eikonos_matrix

La fotografía aplicada al formato cinematográfico

 

Timelapse. Técnica de alta resolución de la que, si no somos expertos, es recomendable contactar con una empresa experta en servicios de timelapse. Consiste en captar imágenes a velocidades muy lentas, apenas visibles por el ojo humano. Al montarlas a alta velocidad, somos capaces de ver escenas de las que habitualmente no nos damos cuenta: movimiento de nubes, efectos climáticos, cambios de luz, animales volando… Cada vez es más habitual verlo en contenidos digitales y reportajes por su espectacularidad y por las posibilidades que ofrece para explicar fenómenos, como podéis apreciar en el siguiente video.

 

 

Stop motion. Efecto de dar movimiento a elementos que no lo son. Se usa en animación y no se trabaja solo con elementos rígidos sino también con figuras o creaciones manuales. La primera vez que se usó esta técnica en el cine fue en la película “La casa encantada” en el año 1906 y Tim Burton la hizo muy popular en los años 80. Actualmente es común verla en películas infantiles y está al alcance casi de todos.

Multiexposición. Se graban distintas tomas desde un mismo lugar. En la escena hay un sujeto que va variando de posición en el mismo escenario. Al montar el vídeo y mezclar las imágenes logramos ver al sujeto repetidamente en un mismo escenario.

Efecto bala. Ralentizar movimientos muy rápidos para poder captarlos. El espectador se acerca a subcapas de la realidad difíciles de imaginar si no fuese gracias al cine. Muy significativa para entenderlo es el movimiento de las balas de la película Matrix.

Multienfoque. Algo parecido a lo  que veníamos viendo con la multiexposición. En este caso se trabaja con varias cámaras a la vez para tomar fotos de un mismo espacio desde distintos puntos de vista. Así conseguimos generar mayor profundidad de campo.

Mosaicos. Multiplicar una o varias fotos para que creen un efecto mosaico y, en su conjunto, recreen una imagen. Genera un efecto óptico complejo.

Panorámicas. Cuando se trabaja en espacios estrechos, pequeños o angostos se suele recurrir a la fotografía panorámica. Grabamos desde una misma cámara y la giramos sobre nuestro propio eje para dar sensación de amplitud. Una de sus variantes es el gigapan (panorámica gigante). Requiere de uso de teleobjetivos y captura de cientos de imágenes que luego se montan creando un efecto de gran detalle.

Fotografía esférica. No está lejos de la fotografía panorámica pero tiene un punto más de complejidad. Exige tomar fotos en un ángulo esférico para lograr luego ese efecto 360 grados. Con la llegada de internet es cada vez más común verlo en portales, redes sociales,…

¿Se te ocurre alguna técnica más? ¡Ayúdanos a completar la lista!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *